Encuentra un sitio de prueba ITSS-VIH
Habla con un.a asesor.a
Praticas sexuales

El sexo oral: tragar o no

Chupar (mamada, felación, blowjob) o hacerse chupar el miembro conlleva un riesgo casi nulo de transmisión del VIH.

Tragar el semen constituye realmente un asunto de preferencia. Una vez que el semen ha estado en la boca o la garganta, aun cuando lo escupas, el riesgo de contraer una ITSS está presente.

Pour réduire les risques lors du sexe oral :

Para disminuir el riesgo durante el sexo oral:

  • Evita cepillarte los dientes, pasar hilo dental o utilizar un enjuague bucal una hora antes y una hora después
  • Cura todo problema de encías (inflamación, enrojecimiento, sangrado) o ulceras en tu boca
  • Evita el sexo oral el día que has visitado al dentista
  • Evita recibir semen en la boca
  • Hazte pruebas de detección regularmente
  • Cuando te haces pruebas de detección, pide a tu médico tomar una muestra de la garganta.

La presencia de inflamación, de sangrado en las encías o de ulceras en la boca puede facilitar la entrada o la salida de virus y de bacterias. Si te gusta tragar el semen o recibirlo en tu boca pasa regularmente pruebas de detección de ITSS.

Es más, el riesgo es diferente para el VIH que para las otras ITSS. Es más fácil contraer una ITSS como la gonorrea al chupar un pene.

Los condones con sabores y sin lubricante convienen para el sexo oral, aparte del hecho que aseguran una protección contra el VIH y las ITSS.

El rimming (contacto de la boca con el ano, anilingus, lamer o comer el ano, sentarse en la cara)

El rimming es una práctica que conlleva un riesgo muy bajo de transmisión del VIH, a menos que haya la presencia de sangre (a causa de una lesión o irritación). Por el contrario, si la persona que vive con el VIH toma un tratamiento eficaz y su carga viral es indetectable, no hay transmisión por vía sexual.

El rimming conlleva no obstante un riesgo particular de transmisión de la hepatitis A. Existe una vacuna contra la hepatitis A y la hepatitis B. Ella es gratuita para todos los hombres que tienen sexo con hombres. Infórmate con tu médico o llama a Info-Santé 811. Es más, el rimming conlleva también el riesgo de transmisión de ciertas bacterias y parásitos intestinales. Si eso sucede, podrías presentar síntomas semejantes a los de una gastroenteritis (diarrea, nausea, vómitos).

Para disminuir el riesgo de transmisión se recomiendan las mismas estrategias que para una felación. Para lamer un ano, puedes igualmente utilizar un condón cortado en dos sobre el largo (o barrera dental). A fin de que se mantenga mejor en su lugar, puedes servirte de unas gotas de lubricante (a base de agua o de silicona) puestas entre el látex y el ano.

Para disminuir el riesgo de las ITSS:

  • Evita cepillarte los dientes, de pasar la seda dental o de utilizar un enjuague bucal una hora antes y una hora después
  • Cura todo problema de encías (inflamación, enrojecimiento, sangrado) o ulceras en tu boca
  • Evita el rimming el día que has visitado al dentista
  • Evita recibir semen en la boca
  • Hazte pruebas de detección regularmente
  • Cuando te haces pruebas de detección de ITSS, pide a tu médico tomar una muestra de la garganta.

Si prefieres que el ano esté limpio, ¡no dudes pedir a tu compañero lavárselo antes de que metas tu cara en él! Es un momento oportuno para dar a conocer tus preferencias y discutir de sexo.


Desde el momento que tienes relaciones sexuales con hombres hazte pruebas de detección de VIH y otras ITSS al menos una vez por año.